Búsqueda personalizada

Sucesor designado - Designated Survivor



Disponible en Netflix
Tom Kirkman (Kiefer Sutherland) es consejero de vivienda en el gabinete político del presidente de los Estados Unidos. Por causas del azar, es nombrado sucesor designado, en un momento político algo tenso para él, ya que acaba de recibir la noticia de que posiblemente vaya a ser removido de su puesto en el equipo de gobierno.  Durante el discurso del estado de la Unión, todos los los miembros del gobierno useño se congregan en el Capitolio, lo que es aprovechado por un grupo terrorista para hacer saltar por los aires la estabilidad democrática del gigante americano y de paso para iniciar la andadura de Tom Kirkman como presidente de los Estados Unidos de América.
Junto con sus dos hijos y su esposa (Natascha McElhone - El show de Truman) verá como su vida da un giro de ciento ochenta grados, debiendo mudarse a la Casa Blanca y hacer frente a la investigación que dirimirá la autoría de los atentados, y dirigir la operación militar, siempre en un clima de falsa cordialidad y hostilidades por parte de otras autoridades estatales.


El elenco de actores que acompañan a Sutherland logran estar a la altura, si bien se da el caso de que algún intérprete pueda incluso solaparlo. Particularmente el caso se da en Maggie Q (saga divergente) que interpreta a la agente del FBI encargada del estudio del caso, y que puede que no esté muy de acuerdo con las, a veces precipitadas, decisiones presidenciales.

Siempre he dicho que las comparaciones son odiosas, y aunque en este blog la comparación haya tenido cabida en más de una ocasión, personalmente nunca me ha gustado comparar por comparar. Si bien puede ser que en el mundo de las series y el cine la comparación tenga un sentido para poder expresar con mayor facilidad las sensaciones que una obra nos transmite en base a las similitudes que pueda tener con otra u otras. Es el caso de esta serie. Muchos la comparan con 24, sencillamente, y desde mi humilde punto de vista por el rol de Kiefer Sutherland en el papel principal. Pero no nos dejemos engañar, esta serie es más pausada, con un ritmo a veces sosegado por la burocracia de la casa blanca y trepidante por momentos, con golpes de efecto que no te esperas en todas esas maniobras militares que el hombre más poderoso del mundo libre tiene que llevar a cabo. No, no es 24. Si he de saltarme mi código ético y tener que comparar esta serie con algo, diría que es una mezcla de "Homeland" con tintes de "House of Cards". Esas intervenciones e investigaciones de los agentes de campo sumado a la política nacional estadounidense nos da algo nuevo y a la vez muy familiar. Sea como fuere, esta serie esta bastante alejada de ser un "remake camuflado de 24" como muchos aducen.

No hace falta discutir la calidad de Sutherland hijo como actor, pero dado uno de sus últimos trabajos la gente siempre saca a relucir 24 en cualquiera de las conversaciones o foros en los que el nombre del actor sale a la luz. Puede que os recuerde, pero estamos ante algo, repito, distinto.

Dada la calidad interpretativa de la serie, su estética impecable y su técnica impoluta, sin menospreciar su historia y los secretos que encierra, estamos ante una de las series de la temporada.








Título original
Designated Survivor (TV Series) 
Año
Duración
60 min.
País
Estados Unidos Estados Unidos
Director
Paul McGuigan
Guión
Derek R. Griffith, David Guggenheim
Música
Sean Callery
Reparto
Kiefer Sutherland, Maggie Q, Kal Penn,  Natascha McElhone, Italia Ricci, Adan Canto, LaMonica Garrett, Mckenna Grace, Tanner Buchanan
Productora
ABC Studios / Entertainment 360 / Genre Films


No hay comentarios: